La salud bucodental y Enfermedad Inflamatoria Intestinal

Lo prometido es deuda, os dejamos este gran artículo sobre Salud bucodental y la relación con la Enfermedad Inflamatoria Intestinal (EII), y antes de arrancar desde @UnidadEIILaFe queremos agradecer la colaboración con la redacción de este artículo al odontólogo especialista Juan Francisco Peña Cardelles. Vinculado a ACCU España, donde realiza formación a los socios e interesados a través de artículos y charlas, asesorando en esta materia.

Este profesional preocupado por el bienestar bucal de los pacientes con Enfermedad de Crohn y Colitis Ulcerosa cuenta con artículos donde como en este nos explica la importancia de entender la relación de la EII con la salud bucodental, como la comunicación científica llevada a cabo en el XIV Congreso de la Sociedad Española de Medicina Oral en junio de 2017.

Los avances en los últimos años de la Medicina, han permitido conocer el hecho de que las enfermedades pueden estar relacionadas con diferentes partes del organismo. En este caso, la boca, vía de entrada a nuestro organismo, comparte importante relación en diferentes enfermedades como son la diabetes mellitus, las enfermedades cardiovasculares como el infarto agudo de miocardio, la obesidad, el parto prematuro, la artritis reumatoide, entre otras en las que debo destacar la enfermedad inflamatoria intestinal.

Si bien es cierto que la colitis ulcerosa limita su afectación al intestino grueso, y la enfermedad de Crohn puede llegar a afectar a cualquier parte del tubo digestivo, diversos estudios han demostrado la existencia de manifestaciones extraintestinales que llegan a alcanzar hasta el 47% de los casos, la gran mayoría se producen a nivel dermatológico, oftálmico y reumatológico.

Interrelacion del sistema digestivo con otros sistemas

Manifestaciones orales en la Enfermedad Inflamatoria Intestinal

Como se indicaba anteriormente, la boca es una parte del organismo que no está exenta de dichas manifestaciones. Las manifestaciones orales se pueden presentar hasta en el 80% de los pacientes con EII, además, se debe destacar que pueden ser el primer signo de la enfermedad cuando aún no han existido los primeros síntomas a nivel del intestino, lo que supone un posible diagnóstico precoz de la enfermedad en el 10% de los pacientes con colitis ulcerosa, llegando a ser de hasta el 60% en los pacientes que debutan con enfermedad de Crohn.

La manifestación más común en los pacientes con EII es la estomatitis aftosa recidivante, conocida comúnmente como aftas. Son úlceras dolorosas que aparecen en la boca, normalmente en la cara interna del labio, en el suelo de la boca, y en la encía alejada de los dientes. Según algunos estudios, es probablemente la primera manifestación de la EII que tiene lugar fuera del intestino. Las aftas se pueden presentar cuando la enfermedad está controlada, aunque puede aumentar su aparición ante la presencia de un brote.
También se puede presentar con cierta frecuencia una inflamación de los labios y de algunas zonas de la boca y de la cara, esta inflamación se conoce con el nombre de granulomatosis orofacial, y aunque no responde a ninguna causa, se ha visto presente casi hasta en el 15% de las personas con Crohn.

El brote de la enfermedad se relaciona con problemas en la boca

Existen otras lesiones que se pueden ver en la boca y que derivan mayoritariamente de la malabsorción intestinal y de los estados anémicos, que normalmente se dan con mayor frecuencia en pacientes con colitis ulcerosa. Entre estas lesiones, podemos destacar la queilitis angular, conocida coloquialmente como “boqueras”, éstas se mantienen en el tiempo semanas e incluso llegan a estar presente durante un mes, ya que se deben principalmente a estados de brotes, por lo que no desaparece hasta que el paciente se encuentra mejor a nivel digestivo.

Otras manifestaciones orales que pueden aparecer, aunque en menor frecuencia, son las lesiones en adoquín, llamadas así porque normalmente aparecen en la cara interna del carrillo y con un aspecto que recuerda a los adoquines. Esta lesión que se ve en la boca se aprecia también a nivel del colon de los pacientes con EII, llegando a ser muy molestas a la hora de la masticación de los alimentos e imposibilitando la deglución.

¿Existen más caries y periodontitis en pacientes con EII?

Los pacientes con EII tienen mayor posibilidad de presentar caries y perder dientes debido a esta entidad. Esto se debe a que la bacteria que causa la caries se encuentra en mayor concentración en los pacientes con EII, aunque se desconoce la causa de esto, se sospecha de alteraciones a nivel salival. Por otro lado, la gingivitis y periodontitis también se observa con mayor frecuencia en algunas enfermedades autoinmunes, como es la EII.

Caries y salud bucodental en EII

Existe relación entre los fármacos para el tratamiento de la EII y la boca

La EII tiene unas amplias líneas de tratamiento. En la primera línea de tratamiento que corresponde a fármacos como la mesalazina o la sulfasalazina, no van a representar un riesgo importante a nivel oral, sin embargo, otros fármacos como los corticoides, usados durante largos periodos de tiempo se relacionan con la aparición de infecciones oportunistas como la candidiasis oral. Por otro lado, la aparición de las terapias biológicas, principalmente, los fármacos anti-TNF, como el adalilumab (Humira) o el infliximab (Remicade), han supuesto un gran avance en el tratamiento de la EII, pero es importante que los pacientes mantengan una correcta higiene bucodental, ya que procedimientos como la colocación de implantes dentales o la extracción de un diente, pueden complicarse, ya que aunque aún no existen datos concluyentes, algunos fármacos similares a estos (anticuerpos monoclonales), se relacionan con problemas de cicatrización ósea en los huesos maxilares.
Además de estas manifestaciones bucales, existen muchas otras que se relacionan con la EII, por lo que es importante que las personas que padezcan ya sea la enfermedad de Crohn o la colitis ulcerosa, visiten a su odontólogo de vez en cuando para ayudar a controlar y prevenir estas manifestaciones de la enfermedad.

Cuidados básicos para la higiene dental

Esperamos que os haya sido de utilidad y como siempre os animamos a dejarnos vuestros comentarios, preguntas y/o sugerencias. Y no os perdáis las preguntas frecuentes que el Dr. Peña Cardelles nos dejó respondidas en la web, para ir directos podéis pinchar en este enlace de arriba y si tenéis nuevas o diferentes cuestiones intentaremos trasladárselas.

 Odontólogo especialista en Medicina y Cirugía Oral. Colaborador de ACCU España.